Mantener el parabrisas limpio puede ser una tarea rutinaria para los dueños de vehículos, especialmente aquellos que conducen en áreas lluviosas, carreteras sucias y autopistas con mucho tráfico. A medida que los dueños de autos buscan formas efectivas de minimizar la limpieza de las ventanas, los recubrimientos hidrófobicos se han vuelto cada vez más populares. Si está escuchando acerca de estos recubrimientos en este momento, nos complace brindarle la información de tiene que saber para comprender porque esta es la protección de parabrisas adecuada para su vehículo.

¿Qué son los recubrimientos hidrófobicos?

Los recubrimientos hidrófobos son tipos de recubrimientos que se aplican al vidrio del auto para darle propiedades de autolimpieza. Estos recubrimientos contienen óxido de titanio que hacen que el agua, el polvo y otros residuos se dispersen sin problemas del vidrio del auto.

¿Qué beneficios tienen los Recubrimientos hidrófobicos?

Mantenimiento mínimo

Con el vidrio del auto sin protección, el agua de lluvia, el polvo y otros residuos no se dispersan de la superficie fácilmente. En áreas con un clima desfavorable, las escobillas del limpiaparabrisas se usan excesivamente con el fin de limpiar la superficie del vidrio. Con un uso excesivo, las escobillas del limpiaparabrisas se desgastan fácilmente por lo que se hace necesario reemplazarlas con frecuencia. Todo esto puede originar altos costos de mantenimiento.

Cuando se instala un recubrimiento hidrofóbico, este ayuda a forzar el agua en forma de gotas redondas más grandes que se dispersan fácil y rápidamente por el vidrio, eliminando la suciedad y otros residuos. Esto ayuda a proteger su parabrisas y reduce la necesidad de una escobilla de limpieza, y por consiguiente, mantiene los costos de mantenimiento al mínimo.

Mayor seguridad

El parabrisas es un componente de seguridad importante en un vehículo, ya que protege a los ocupantes de los escombros y elementos del clima. Con un vidrio sin protección, el agua, el polvo y otros residuos se pegan en el vidrio, disminuyendo la visibilidad. Además, los elementos climáticos y los escombros también pueden desgastar el parabrisas, lo que lo hace propenso a las grietas que pueden provocar problemas de visibilidad. Con una visibilidad reducida, las posibilidades de accidentes de tráfico son bastante altas.

La principal ventaja de los recubrimientos hidrófobicos es que brindan una mayor seguridad a través de su propiedad de auto limpieza. Cuando se instalan adecuadamente, estos recubrimientos le dan al vidrio la capacidad de limpiarse automáticamente eliminando el agua, los residuos y el polvo durante el proceso de hidrólisis. Esto ayuda a aumentar la claridad óptica cuando se conduce por áreas peligrosas, y de este modo proporcionaruna mayor seguridad en la carretera.

Los recubrimientos hidrófobicos no solo son un invento inteligente, sino también son una gran inversión en lo que respecta a la seguridad del automóvil. Para obtener mejores resultados, se recomienda contratar a un profesional para que realice la instalación de esta protección para el parabrisas.